Emotivo gesto de “Gatito” Fernández con niño brutalmente agredido en Brasil

El compatriota Roberto “Gatito” Fernández, actual portero del Botafogo, tuvo un gran gesto con un niño que fue brutalmente agredido en Brasil mientras vendía una rifa para comprar botines.

Conmovido por el caso de un niño de 11 años cobardemente agredido por un hombre en Río de Janeiro, Brasil, el portero paraguayo Roberto “Gatito” Fernández, actualmente en el Botafogo, se solidarizó con el pequeño y lo sorprendió con un tremendo gesto.

¡“Gatito” Fernández sorprendió a niño que fue agredido en Brasil! Foto: Captura de video

“Vi el reportaje de lo que le había pasado a Diego y fue una imagen muy fuerte para mí, me conmovió mucho”, expresó el compatriota quien invitó al niño a visitar el entrenamiento de Botafogo.

Una vez en las instalaciones del club, “Gatito” obsequió botines al menor, pues justamente el mismo fue atacado por un hombre cuando vendía una rifa junto a sus amigos con la finalidad de comprar un par de zapatos de fútbol, canilleras y medias, ya que es de escasos recursos.

Asimismo, el guardameta de 34 años le obsequió una camiseta del Botafogo autografiada por todo el plantel. También, invitó a Diego a que le pateara algunos penales.

«Una situación que nadie puede imaginar como el que aconteció. La idea fue que sea un momento agradable para él, ayudarlo también a que pueda seguir persiguiendo el sueño que tiene, que es llegar a Primera, quiere ser un jugador de fútbol y así, cuando yo también soñaba con ser jugador me tocó pasar por muchas cosas«, sostuvo Fernández.

Cobarde ataque

La intención de Diego era recaudar fondos y comprar para su indumentaria a fin de participar en una prueba en el Campo grande Atlético Clube, equipo de la Serie B de Río de Janeiro. Sin embargo, todo acabó mal y recibió una brutal golpiza.

Las escenas de agresión fueron grabadas por cámaras de seguridad de una tienda. En video se observa cómo el menor recibía golpes de puño y patadas en la cabeza, que provocaron que la víctima se desmayara.

Tras el hecho, fue llevado al hospital y, a pesar de la brutalidad, se encontraron heridas leves y fue dado de alta. Aparentemente el agresor había reaccionado violentamente luego de que el pequeño tocara a su perro.

“El niño dice que él y sus amigos vieron dos perros cuando pasaron por la casa de José Rodolfo (agresor) y tocaron la puerta para jugar con los animales. Según Diego, José pensó que él y sus amigos golpeaban a los animales y, poco después, comenzó a atacarlo”, señaló el medio brasileño “Globo”.

####