Incendios forestales en Chernóbil se van acercando a depósitos de la central nuclear

Los incendios forestales que se producen en la zona de exclusión de Chernóbil, en Ucrania, peligrosamente se van acercando a los depósitos de la central nuclear, que sufrió un accidente nuclear en 1986. Desde hace unos 10 días las llamas arrasan con todo a su paso sin descanso.

El bosque en una parte del área de exclusión de Chernóbil fue consumido por las llamas. Foto: Stringer / Reuters
El bosque en una parte del área de exclusión de Chernóbil fue consumido por las llamas. Foto: Stringer / Reuters

Cerca de 500 bomberos se encuentran en el lugar luchando por sofocar el fuego, que se encuentra ya a unos pocos kilómetros de uno de los depósitos de desechos radioactivos.

Según las autoridades ucranianas, los niveles de radiación no están por encima de las normas, por lo que aún no hay peligro, aseguran y manifiestan que el “fuego abierto” está contenido gracias a la lluvia, aunque aún quedan pequeños focos, que podrían reactivarse.

Activistas de la zona, en cambio, sostienen que el peligro existe, pese a la lluvia y el cambio de dirección del viento, que está ayudando a apagar las llamas. Incluso hablan de que las autoridades intentarían encubrir lo que sucede realmente, tal y como sucedió en 1986.

Hasta el momento, unos 90 camiones, helicópteros e hidroaviones han sido movilizados para trabajar en el área alrededor del antiguo reactor nuclear, para evitar que las llamas lleguen.

Según la policía, el fuego fue provocado, algunos sindican a un vecino de la zona que había quemado basura y prendido fuego sin querer al pasto y que no reportó las llamas a las autoridades. Lo cierto y concreto es que el incendio inició el pasado 4 de abril y ya ha calcinado 3.000 hectáreas, superficie que Greenpeace asegura que es aún mayor.

Fuente: El País / Infobae