Fútbol podría regresar en agosto y únicamente la primera división

El doctor Gerardo Brunstein, Director Médico de la APF, señaló en comunicación con Radio UNO 650 AM, que luego de que las restricciones sanitarias se flexibilicen se podrá ir pensando en cómo retomar las actividades deportivas y ya se viene trabajando en un protocolo sanitario que se deberá aplicar, aunque adelantó que el mismo será bastante estricto y demandará un gran costo económico.

Los partidos serían únicamente en Asunción y a puertas cerradas. Foto: APF
Los partidos serían únicamente en Asunción y a puertas cerradas. Foto: APF

Brunstein adelantó que el protocolo solamente se podrá implementar en el fútbol profesional, por lo que únicamente la primera división será la que regresará, debido a los costos y la infraestructura que será necesaria. Al respecto de esto, explicó que solamente algunos estadios serían los habilitados y todos ellos en Asunción, entre los que estarían el Defensores del Chaco y las canchas de Cerro Porteño, Olimpia y Libertad.

El protocolo sanitario que se esta preparando consistirá en tres fases, la primera que será la preparación de los estadios y campos de entrenamiento, los cuales deberán ser equipados y adaptados para cumplir con todas las reglas sanitarias. Posteriormente el entrenamiento de los jugadores y por último volver a la competición, que se haría a puertas cerradas. 

Para esta última fase se deberá reducir al máximo el número de integrantes de las plantillas de equipos y las comitivas, disminuir los desplazamientos, e incluso los jugadores deberán estar en piezas individuales y concentrar en zonas cercanas a los estadios, “debemos armar microambientes, meter a los equipos en burbujas de seguridad el máximo tiempo posible, que estén lo más resguardados posibles”, señaló el doctor.

Lo principal es evitar que el fútbol sea un foco de contagio, ya que un caso dentro de un club haría que varios integrantes vayan a cuarentena y se tengan que suspender nuevamente los partidos. Según Brunstein, en el mejor de los escenarios el torneo profesional podría volver entre agosto o septiembre, y en caso de que las competencias internacionales no se reanuden, se plantea que se pueden realizar dos partidos por semana.

El Vicepresidente de la APF, Carlos Sosa Jovellanos, explicó que el protocolo sanitario aún no está aprobado y que todo depende de las disposiciones que adopte el Gobierno Nacional, pero adelantó que los costos serán bastante altos para todos los equipos. Actualmente los gastos corren por cuenta de cada equipo cuando juega de local, pero se podrían distribuir los mismos para evitar el mayor impacto económico posible. 

Además, el propio reglamento de la APF deberá ser modificado y adaptado a las disposiciones sanitarias que sean implementadas, pero aclaró que aún nada está decidido y que conforme vaya avanzando la pandemia y el gobierno central vaya tomando diferentes decisiones, se podrá saber efectivamente cómo y cuándo será retomado el fútbol de primera.