Revelan vínculo de Arnoldo Wiens con Marcus Vinicius, supuesto narco

El supuesto narco Marcus Vinicius, procesado en Brasil, no solo gozaba de la amistad del exministro Arnaldo Giuzzio, pues en su agenda de relaciones amistosas y de intereses económicos también aparece el exministro del MOPC, Arnoldo Wiens, actual presidenciable oficialista.

El programa La Caja Negra, conducido por Jorge Torres por las pantallas de Unicanal, reveló este martes la «pasión» del oficialismo por amigos vinculados al crimen organizado.

El supuesto jefe narco Marcus Vinicius Espindola Marqués de Padua, detenido en Brasil en febrero de este año, gozaba de importantes lazos con protagonistas del Gobierno. Estos llamativos vínculos se suman a las medidas que Mario Abdo Benítez adoptó y terminaron beneficiando al esquema criminal.

Otro encuentro, donde el precandidato presidencial por el oficialismo, Arnoldo Wiens comparte con el supuesto narco, Marcus Vinicius Espíndola. Foto: Gentileza

Según detalló Torres durante el programa, el apuntado por la Policía de Brasil como referente narco de primera línea, es sindicado de ser un nexo de la mafia italiana, a la cual proveería gran cantidad de cocaína de alta pureza, que era despachada desde nuestro país.

En Paraguay, Vinicius era dueño de Black Eagle Group, empresa encargada de fabricar vehículos blindados de alta gama, uno de los cuales prestó a Arnaldo Giuzzio cuando se desempeñaba como ministro del Interior, motivo por el cual fue apartado del Gobierno.

Arnoldo Wiens, precandidato presidencial por el oficialismo en compañía del presunto narco procesado en el Brasil, Marcus Vinicius Espíndola. Foto: Gentileza.

De acuerdo a una investigación fiscal, Giuzzio supuestamente recibía favores del brasileño, cuyo objetivo era ser proveedor del Estado, mientras tanto, en paralelo, se buscaba avanzar con operativos antidrogas en medios de filtraciones de información sensible, a favor de los narcos.

Luego de que desde Brasil remitieran extractos de las conversaciones que mantuvo el exministro con Vinicius, el Ministerio Público lo imputó por cohecho pasivo agravado (coima), ya que se dejó en evidencia que Giuzzio estaba estrechamente ligado a un sospechoso de integrar una importante banda criminal dedicada al tráfico internacional de drogas.

Marcus Vinicius Espíndola, mantenía una estrecha relación con el ex ministro del Interior y de la Senad, Arnaldo Giuzzio. Foto: Gentileza.

Pero La Caja Negra evidenció que Vinicius no solamente gozaba de la amistad del exsecretario estatal, pues en su agenda de relaciones amistosas y de intereses económicos también figuraba Arnaldo Wiens, exministro de Obras Públicas y actual presidenciable oficialista.

A través de fotografías, que fueron acercadas a la producción del programa, se puede observar a Vinicius junto a Wiens, no hace mucho, en lo que, según indicaron desde el partido del gobierno, fue una reunión de “amigos”, cuando Hugo Velázquez aún era postulante del abdismo para las presidenciales del año próximo.

En una de las instantáneas se puede apreciar al exministro del MOPC junto a Marcus, además de otras personas que los acompañaba. No obstante, esta no habría sido la primera vez que ambos se reunían, pues una segunda fotografía fue capturada en otro momento, esta vez, frente a un quincho.

Narcogobierno: vía libre para «exportar»

Enrique Riera, senador colorado, compareció hace unos días ante la Comisión Bicameral de Investigación de hechos punibles de lavado de dinero y otros delitos conexos del Congreso.

Durante el encuentro, expuso el auge de la narcoexportación en Paraguay bajo la gestión de Mario Abdo Benítez.

Según el informe presentado ante la CBI, en los últimos tres años se incautaron 47 toneladas de cocaína “paraguaya”, tanto en tierra guaraní como en puertos marítimos de Europa, periodo que coincide con el mandato de Abdo.

Haciendo un comparativo entre las incautaciones locales y extranjeras, se puede apreciar una marcada diferencia. Por ejemplo, del 2020 al 2022 se incautaron en Bélgica cuatro importantes cargas de 1.331 kilos, 3.400 kilos, 10.964 kilos y 5.170 kilos.

Además de los 16.174 kilos en Alemania y los 4.178 en los Países Bajos. En ese mismo periodo, solo se incautaron 2.906 kilos en Terport-Villeta y 3.415 kilos en Fernando de la Mora.

Según refirió Riera, del total de droga traficada, solamente se incauta el 10%, por lo que se calcula que por el país se movieron cerca de 470 toneladas de la droga, equivalente a un total de 25 mil millones de dólares, dos veces nuestro Presupuesto Nacional de Gastos.

A todo esto se le suma que en mayo del 2020, en pleno auge de la narcoexportación desde Paraguay, se firmó una resolución eliminando la Dirección de Investigación Aérea Fluvial y Terrestre, lo que posibilitó que narcos contaminen cargas y cargas de productos legales y, de esta manera, tener el camino libre para «exportar».

Sin dudas, la falta de un combate al narcotráfico en la actual administración estatal se notó aún más con la excesiva dilación en Aduanas, al mando de Julio Fernández, para adquirir modernos escáneres de Rayos X a fin de controlar las mercaderías importadas en contenedores, que posibilitará mermar la exportación de drogas desde el país.